que hacer despues de trasplantar un bonsai

Entre las primeras cosas que influyen en la aptitud de desarrollo de las raíces tras el trasplante es la forma de cuidar de los bonsáis. Según el sitio donde los ubicamos, la insolación, la temperatura del aire, la temperatura de la tierra en la maceta, la continuidad del riego… todas estas condiciones altera la aptitud y el modo perfecto de desarrollo de las raíces. Los puntos mucho más esenciales de los cuidados tras el trasplante son los próximos:

1.Protegeremos los bonsáis del viento.

El primer riego tras el trasplante

Justo después de trasplantar tu bonsái tienes que regarlo en abudancia a fin de que el polvo que pudo ingresar en el sustrato salga. Mira bien los orificios de drenaje. Debes regar hasta el momento en que el agua salga clara y transparente, sin tierra o polvo. A lo largo de los días siguientes es esencial regar apropiadamente. Toca la cubierta superficial del sustrato y en el momento en que esté seca, seguir a regar. Toda vez que regamos en el momento en que la tierra está seca regeneramos el oxígeno del sustrato y esto asistencia al desarrollo de la raíz.

Tras un trasplante, el sistema radicular del bonsái está especial y debe volver como estaba. Si no protegemos nuestro árbol del viento, este puede ocasionar 2 inconvenientes. Lo primero es que nuestro bonsái se secará mucho más veloz demandando a las raíces que trabajen de sobra para hidratarlo. Ya que las raíces están enclenques por el trasplante, esta situación de agobio puede producir pérdida de la aptitud de cicatrización y también hidratación de la raíz y terminar muriendo.

El sustrato para un bonsái de ficus.

Sobre el sustrato cada aficionado tiene unas opciones y es un tema sobre el que hay mucha información en la página web. Para comenzar es suficiente con decir que el sustrato ha de ser un factor que drene de manera fácil y al tiempo retenga agua y no encharque.

He escogido el sustrato mucho más extendido en bonsái y simple de hallar, akadama. Y además de esto lo he mezclado con perlita por el hecho de que tiene geniales características. Tú puedes usar otras mezclas afines y elecciones, como el ladrillo arrollado, perlita, puzolana o grava volcánica con turba.

¿Qué requerimos para efectuar el trasplante?

Para hacer un trasplante además del propio árbol necesitaremos distintas herramientas y materiales, repasaremos que son y por qué razón las requerimos.

El primero y más esencial es un sustrato de calidad. En nuestra sección de sustratos poseemos una explicación de los diversos tipos y porqué variedades las tenemos la posibilidad de usar, todas y cada una ellas fueron elegidas con lo que solo hemos añadido las que pensamos que tienen mejores características.

¿Cuándo tienes que trasplantar tu bonsái?

El trasplante va a ser preciso si observas:

  1. Área del sustrato bastante dura, llena de raíces, aspecto de barro, cambios fuertes de color, fragancia, acumulación de sales, etcétera…
  2. El sustrato sube sobre el borde de la maceta. Esto señala que las raíces están empujando hacia arriba pues crecieron bastante y no tienen sitio.
  3. En el momento en que riegas notas que el agua tarda en ser absorbida por el sustrato y se empapa por zonas.
  4. Las raíces van por los orificios de drenaje (abajo) del test.
  5. Si el árbol tiene aspecto lánguido, colores amarillentos sin ser otoño, crecimientos anormales, debilidad…
  6. Humillación del sustrato. Se fué convirtiendo en barro o polvo que ahoga el árbol.
  7. Si hemos abonado en demasía (más que nada con químicos) o lanzado a nuestro bonsái un producto para plagas o anomalías de la salud y observamos que le afectó: tiene hojas quemadas, muestra amarillo o aspecto lánguido; es requisito trasplantar urgentemente. Y atravesar los dedos.

Deja un comentario